© imagen

Comercio exterior

Comercio exterior siderúrgico (2018)

Exportaciones

Las exportaciones de productos siderúrgicos y de primera transformación registraron una nueva caída en 2018 como resultado del descenso de las transacciones en unos pocos de los mercados principales.


La actividad exportadora comenzó 2018 con una caída del 7,8% en el primer trimestre después de que cayeran las ventas a la Unión Europea (9,8%) y a terceros países (3,8%). En el segundo trimestre el descenso se limitó al 4,2% interanual tras la pérdida de intensidad de los descensos tanto de las destinadas a la Unión Europea (1,1%) como de terceros (9,2%). En la segunda mitad del año y coincidiendo con la avalancha de importaciones extracomunitarias, en los dos últimos trimestres se producen caídas similares, registrando una caída en promedio del 12,5% en el caso de la Unión Europea y del 28,4% en las de terceros países.



Fuente: UNESID, a partir de la Agencia Tributaria, (2019).


Como resultado el sector siderúrgico español ha exportado 8,5 millones de toneladas en 2018, lo que representa una caída del 12,2% sobre la del año anterior. Las exportaciones a la Unión Europea superaron los 5,2 millones de toneladas (-8,9%) mientras que las ventas internacionales a terceros países prácticamente alcanzaron los 3,0 millones de toneladas (-17,8%).



Importaciones

Por quinto año consecutivo las importaciones totales de productos siderúrgicos y de primera transformación volvieron a aumentar en 2018, a pesar de que en el año anterior se registrara el mayor volumen de importación de la última década.


En el primer trimestre las importaciones registraron el único descenso del ejercicio, del 3,1% interanual, si bien esta caída se debe enmarcar con el alto volumen obtenido en 2017. En el segundo trimestre y tras la entrada en vigor del arancel de la sección 232 en Estados Unidos se produce el ascenso más intenso del ejercicio, del 16,8% interanual reflejo del fuerte incremento de las importaciones procedentes de terceros países (36,8%). Desde entonces las importaciones procedentes de estos países no han dejado de aumenta a un ritmo similar, lo que ha permitido que en el tercer trimestre las importaciones totales crecieran un 9,7% (25,1% las de origen extracomunitario) a pesar de la aplicación provisional de las medidas de salvaguardia en la Unión Europea. En el cuarto trimestre el incremento total fue del 12,1% (40,5% las de terceros países), el segundo más intenso del año, adelantándose así a la aplicación definitiva de las medidas europeas. 


Con todo en 2018 se han importado en España un total de 10,8 millones de toneladas de productos siderúrgicos y de primera transformación, lo que representa un ascenso del 8,6% sobre 2017 equivalentes a casi un millón de toneladas adicionales. Las importaciones procedentes de terceros países fueron las que más crecieron (20,6%) hasta 3,8 millones de toneladas; mientras que el aumento de las procedentes de la Unión Europea se limitó al 3,0% interanual.


Fuente: UNESID, a partir de la Agencia Tributaria, (2019).


Se puede observar por tanto que la aplicación provisional de las medidas de salvaguardia en la Unión Europea no ha detenido el flujo de importaciones, sino todo lo contrario: las importaciones de terceros países han aumentado, lo que ha posibilitado que el peso de las importaciones europeas se redujera al 64,5% del total.



Saldo comercial

Como resultado de la distinta tendencia que han seguido las transacciones comerciales, similar en los últimos tres años, el saldo comercial en términos de masa ha registrado en 2018 un déficit de 2,3 millones de toneladas.


Fuente: UNESID, a partir de la Agencia Tributaria (2019).


El superávit en productos largos se redujo un 13,6% hasta 3,7 millones de toneladas, mientras que el saldo positivo de productos de primera transformación descendió el 24,8%. Por su parte, el déficit de productos planos se acrecentó el 23,8% en 2018 hasta 5,5 millones de toneladas.


En términos monetarios en 2018 se registró el primer déficit de los últimos diez años (210 millones de euros). Con todo, el esfuerzo exportador del sector español del acero y primera transformación se aprecia al calcular el precio medio del comercio exterior: el de exportación mejoró un 14,7% hasta 938 euros por tonelada (FOB) mientras que el de importación solo subió un 4,4% hasta quedar en 758 euros por tonelada (CIF).


Fuente: UNESID, a partir de la Agencia Tributaria (2019).